Historia familiar

Dim lights

De acuerdo con el relato del apóstol Pedro, después de la muerte y antes de Su resurreción, Jesús visitó el Mundo de los Espíritus, lugar a donde van los espíritus de las personas fallecidas.  Ahí Él predicó Su Evangelio a todos los que estaban dispuestos a arrepentirse de sus pecados y a recibir el Evangelio (1 Pedro 3:8-20).

La labor de predicar el Evangelio a los que han muerto sin el bautismo continúa en la actualidad. Es así como la Historia Familiar brinda el camino de investigación que permite que se realicen ordenanzas por personas fallecidas.

Actualmente la Iglesia cuenta con grandes bases de datos genealógicas en donde podemos investigar sobre nuestros ancestros. Una vez realizada esta investigación, podemos remitir los datos a más de cien templos diseminados por toda la tierra en donde se efectuarán las ordenanzas sagradas a favor de ellos.

“A través de la Historia Familiar descubrimos el árbol más hermoso del bosque de la creación – nuestro árbol familiar. Sus numerosas raíces nos llevan hacia atrás en la historia y sus ramas se extienden hacia la eternidad. La historia familiar es la más amplia expresión del amor eterno. Es nacida de la generosidad. Provee la oportunidad de asegurar la unidad familiar para siempre." (J. Richard Clarke, Conference Report, Apr. 1989, 73).

"Toda nuestra vasta labor de Historia Familiar es dirigida a la obra del Templo. No tiene otro propósito. Las ordenanzas del Templo llegan a ser las más excelsas bendiciones que la Iglesia tiene para ofrecer". (Gordon B. Hinckley, Conference Report, Apr. 1998, 115-116)

Aprenda más de su familia ....